Diccionarios

This post is also available in: Inglés

Para escribir cada semana uno de los recursos que más utilizo es el diccionario, aunque ahora sería mejor referirnos a esta herramienta en plural porque los antiguos mamotretos han dado paso a muchos recursos digitales.

En la escuela tenía un diccionario que se ha quedado por el camino tras las sucesivas mudanzas y cambios. No me parecía demasiado voluminoso hasta que llegaba el final de curso y había que llevárselo del internado para traerlo al curso siguiente; era en ese momento cuando me parecía que ocupaba y pesaba mucho. Aquel diccionario tenía intercaladas algunas hojas de ilustraciones, las recuerdo bien porque pasaba muchos ratos ensimismada (eso decían las profesoras) examinándolas. Estaban las ilustraciones dedicadas a los trajes regionales, a las regiones españolas, a las plantas, a los animales, y mis preferidas, las banderas de todos los países. Aunque esta última era la página que más me atraía, no llegué a aprenderme todas las banderas; quizás lo que hacían era despertar mi imaginación y trasladarme a mundos aún desconocidos. Ahora aprendo las banderas de los países que visito, aunque ya sabéis que no soy muy de banderas.

Aquel diccionario se extravió, pero en mis estanterías queda otro, un diccionario voluminoso inglés-inglés. La versión adquirida era una de los mejores en aquel momento, y me ha sido muy útil en mi perseverante estudio de dicho idioma. Pero ahora duerme en la estantería; si se puede decir que los libros duermen. Los recursos digitales, abundantes en internet, le han relegado al olvido y la obsolescencia.

Cada semana, para escribir la versión en inglés de la publicación, acudo a diccionarios digitales que me permiten encontrar el significado de las palabras simplemente tecleándolas, sin necesidad de buscar por orden alfabético.  A golpe de clic es fácil encontrar sinónimos, familias semánticas y giros idiomáticos; y lo mejor de todo, puedo escuchar la pronunciación. Aún más, las aplicaciones para móviles facilitan toda esta labor.

He tenido otros diccionarios, recuerdo uno especializado en términos económicos; pero como digo, sólo conservo el Collin inglés-inglés que apenas utilizo. Y vosotros, ¿qué experiencia tenéis con los diccionarios? ¿Os resultan útiles? ¿Os habéis pasado a los recursos digitales?

3 comentarios sobre “Diccionarios

  1. Todavía conservo mi diccionario de latín de mi época de bachiller elemental, y sigo, de vez en cuando, hojeando sus páginas.
    Ahora los diccionarios que utilizo son aplicaciones instaladas en el móvil: ingles, francés, español y otra de sinónimos.

  2. El paso de la tecnología sigue su curso, yo todavía conservo mis diccionarios, pero la verdad es que es mucho mas sencillo, abrir una web y consultar por ahí.
    Conozco muy poca gente que los usa en papel.

    • Me encantan los comentarios. Pensaba que este tema no era interesante, así que con mas motivo aprecio los comentarios. En papel o en internet, seguimos usando los diccionarios.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.